El irreconocible cambio estilístico de Conchita Wurst para reivindicar otra causa social

A cualquiera que le pregunten por Conchita Wurst, le viene la misma idea a la cabeza: la mujer barbuda que ganó el Festival de Eurovisión en 2014. Quien profundice un poco más en este artista, sabrá que detrás de su personaje se esconde el cantante austriaco Thomas Neuwirth, que decidió caracterizarse como Cochita Wurst para mostrar toda «una declaración de intenciones en busca de la tolerancia y la aceptación: no trata sobre las apariencias, sino sobre el ser humano».

En todas sus apariciones desde que se dio a conocer, ha mostrado una melena morena y una barba muy bien cuidadas, que ya eran su sello de identidad. Sin embargo, este fin de semana Conchita Wurst ha decidido mostrar su radical cambio de «look».

En su cuenta de Instagram ha publicado una serie de fotografías donde aparece irreconocible. Sigue manteniendo su barba, eso sí, pero se ha cortado la melena y se ha teñido el pelo de rubio platino casi cano. Wurst ha aprovechado estas fotografías par hablar sobre su nuevo proyecto, relacionado con la película «Sonrisas y lágrimas» y la gala contra el sida Life Ball 2018.

Tras hacer público que es portadora del VIH para concienciar a las nuevas generaciones y normalizar la situación que sufren los portadores del virus del sida, Wurst encarnará a la protagonista de la película, Julie Andrew, versionando una de las canciones de «Sonrisas y lágrimas».

Esta nueva versión de «The Sound of Music», que cantará junto a Wiener Symphoniker, la interpretará en la gala Life Ball 2018, donde todos los fondos se destinarán a la lucha contra el sida. .

abc.es »

Tags: #wurst #sida #conchita

2018-6-3 21:43